domingo, 31 de enero de 2010

Marcela Paoli conquista a los españoles

En la piel de Roxie Hart, una asesina de las de antes

Protagoniza Chicago , en Madrid

Las críticas elogiaron el trabajo de la actriz argentina

MADRID.- Parece improbable el dilema; absurdo, o al menos, peculiar. Pero comprar un piano o adquirir un pasaje a Madrid era la cuestión que tenía sin dormir a Marcela Paoli. La actriz, cantante y bailarina había coqueteado con Chicago en 2001, en la versión porteña del musical, y ahora tenía por delante uno de esos desafíos que motivan, inquietan y provocan ansiedad a la vez: el casting para la versión española del musical.

Dejemos el suspenso de lado y vayamos directo al final. La Paoli gustó, quedó y obtuvo el papel de Roxie Hart, el mismo que había hecho en suelo porteño pero en aquella oportunidad sólo como reemplazo (cover). Hoy se luce en el Coliseum de la Gran Vía de Madrid junto a los españoles Natalia Millán y Manuel Bandera, y otro argentino: Gerónimo Rauch; y proyecta su vida en el Viejo Continente más allá de esta primera incursión ibérica, con novio español incluido.

"Tenía juntados unos dos mil y pico de dólares que era lo que más o menos necesitaba para comprarme un buen piano vertical, y un amigo en Barcelona, Juan Pablo Miranda, con quien hice en Buenos Aires varios shows, me contó que había audiciones de Chicago en Madrid. Le dije que no, que yo ya había estado en el ensamble y también había sido cover." Desde su camarín, Marcela Paoli cuenta cómo empezó a tomar forma el dilema del piano o el viaje a Madrid.

A fines de noviembre Chicago , el musical , volvió a subir a escena en Madrid a 10 años de su primera puesta, pero esta vez respetando al detalle la producción original dirigida y coreografiada por Ann Reinking, basada en la creación de Bob Fosse, con las letras de Fred Ebb, la música de John Kander y el libreto de Ebb y Fosse. Las críticas fueron muy elogiosas y todas se detuvieron en la Roxie Hart de la artista argentina. "Si con Fiebre del sábado noche llegaba una producción de altura y el descubrimiento de un nuevo astro para la Gran Vía, (el Tony Manero de Juan Pablo di Pace), con Chicago vuelve a ocurrir: una plantilla pujante que se esmera y cumple. Aquí el descubrimiento viene también de Buenos Aires: Marcela Paoli dando vida a Roxie Hart", escribió en El País el crítico Roger Salas, quien unió los puntos de los dos musicales en las figuras de los argentinos Di Pace y Paoli.

A aquellos que piensen ese rostro lo conozco , ahorrémosle el esfuerzo. Marcela fue la directora de la academia de Operación Triunfo por tres temporadas ("me sirvió para juntar plata y seguir entrenando", reconoce ahora). Luego, se refugió en Delikatessen Haus , un espectáculo propio de café concert. Precisamente, la idea de llevarlo a un festival de teatro de Barcelona estaba tomando forma cuando apareció Chicago .

Una, dos, tres y hasta una cuarta prueba debió pasar la Paoli, hasta que llegó la buena nueva. "Me acuerdo del día. Tenía pasaje de vuelta para el miércoles y me llamaron el lunes para decirme «enhorabuena, eres nuestra Roxie Hart». ¡Pero yo no tenía ni un papel para trabajar en España! Stage se portó de la hostia y se puso firme para que me dieran el permiso para trabajar, que tardó un mes y medio en llegar."

Las luces de la Gran Vía

El 27 de noviembre último, Chicago estrenó en la Gran Vía madrileña y hoy se deben sacar las entradas con varios días de anticipación si se quieren obtener buenas ubicaciones. Ahora, la producción ya tiene planes para salir de gira por España con el musical. Pero también están los otros planes, los de Marcela, que empieza a soñar con nuevos desafíos. "Ya tengo un representante aquí y con él estamos estudiando las diversas propuestas que empezaron a aparecer. Me gusta generar mis propias cosas y entrenar, entrenar y entrenar. Un colega me preguntó por qué seguía estudiando y me sorprendió. ¿Relajarme ahora? Ni loca, ahora quiero más. Gracias Dios por esto, ¿pero cuál es el próximo desafío? Estoy a un paso de Londres y quizá concrete uno de mis sueños, el de estudiar en el Instituto Shakespeariano", expresa. "También tengo ganas de hacer televisión aquí, porque hay mucha producción de tira. Son novelas muy corales, de muchos personajes que rotan todo el tiempo. Pero lo que más me seduce es abrir un taller de canto, como tenía en Buenos Aires, y hacer una ópera de Arnold Schoenberg, Pierrot Lunaire . Es un grupo de 21 canciones en siete bloques que compuso para una actriz y cantante de cabaret. Es muy sofisticado. ¡Y es alemán! Pero me encantaría hacerlo por una cuestión de crecimiento personal. Antes podría hacer una antesala en Kurt Weill, que es un poco más cercano y menos alienante para luego sí pasar a Schoenberg".

Marcela abre bien los ojos para apreciar una foto autografiada por Ann Reinking -ex mujer de Bob Fosse y última Roxie Hart-, un obsequio que alguien de la producción acaba de acercarle. También se emociona cuando recuerda la noche del estreno en el Coliseum, con John Kander en la platea. "Lo que escribió ese hombre es perfecto y fue hermoso conocerlo -comenta-. Chicago siempre vuelve a la vida de uno y me volvió a suceder. Para mí hacer de Roxie Hart es lo máximo, no existe entre los musicales otro papel como éste."

Por Sebastián Espósito
Enviado especial

Fuente: La Nación